Este método, desarrollado por John Whitmore, es una forma práctica para poner en uso el coaching. Se desarrolla en cuatro etapas: goal (meta), reality (realidad), options (opciones) y will (voluntad), cuyas iniciales conforman el acrónimo GROW.

Los elementos y características de cada una de las etapas de este modelo, son descritos a continuación:

Goal Setting o establecimiento de metas a corto, mediano y largo plazo. En cada sesión debe determinarse el objetivo a lograr, al finalizar la misma, y esta debe estar enmarcada dentro de la meta corporativa. Es posible que en la relación de coaching, el objetivo se trabaje durante varias sesiones. Sin embargo, es importante mencionar que la claridad con la que se establezca el fin, el propósito, será fundamental para el éxito de los pasos siguientes del modelo. La meta debe enunciarse evitando el uso de adverbios o locuciones negativas como “no”, “jamás”, “nunca”, entre otras, y comenzar con un verbo que indique la acción, en infinitivo.

Para establecer las metas de la sesión, podemos preguntar:

¿Sobre qué te gustaría hablar?
¿Qué resultado haría de esta conversación, algo productivo para ti?
¿Qué te gustaría obtener de esta sesión?
¿Cómo redactarías esta meta para ti, en lo personal, en vez de para otros?

Y, para establecer metas a más largo plazo:

¿Qué quisieras lograr con esta intervención?
¿Qué te gustaría cambiar, como resultado de nuestro trabajo conjunto?
¿Cómo puedes hacer esta meta alcanzable y medible?
¿Para cuándo quieres lograr esta meta?
¿Qué quisieras lograr después de invertir tres o cuatro meses de trabajo?

Reality o diagnóstico de la realidad actual en relación a la meta establecida. Se trata de determinar el punto de inicio respecto a lo que se quiere lograr, es decir, en dónde estamos ahora y a dónde queremos ir. Es muy importante la objetividad y la consideración de hechos, información y datos factibles en vez de la percepción subjetiva del coachee.

Ejemplos de preguntas asociadas al diagnóstico de la realidad son:

¿Cuántas veces hiciste esto la semana pasada?
¿Cuáles son tus resultados en términos estadísticos, ventas, entrevistas, ganancias, acciones realizadas?
¿Cuándo fue la última vez que eso pasó?
¿Qué has logrado efectivamente en esta área hasta hoy?
¿Quién más está involucrado en esta situación y cómo?
¿Qué has hecho hasta ahora? ¿Qué resultados te ha dado?
¿Qué factores son importantes en este caso?
¿Qué eventos o acciones te llevaron a esta situación?

Options son las posibilidades, alternativas y cursos de acción factibles para alcanzar la meta. Es muy importante el proceso creativo y el análisis en esta etapa. Más que hacer muchas sugerencias, se debe hacer un esfuerzo por racionalizar y concientizar soluciones innovadoras.

Ejemplos de preguntas que ayudan a concretar las opciones:

¿Qué puedes hacer para solucionar esto?
¿Qué otra posibilidad de acción piensas que tienes?

Piensa en cinco soluciones efectivas a este problema y recomienda, según tu punto de vista, cuál es la mejor y por qué.
¿Si tuvieses recursos ilimitados qué harías?
¿Qué obstáculos piensas que se te presentan?
¿Qué puedes hacer para remover ese obstáculo?
¿Quién puede ayudarte?
¿Qué recursos tienes para atacar la solución de este problema?
¿Qué fortalezas ves en otros que podrían ayudarte?

Will implica qué acciones deben tomarse (What), cuándo deben ejecutarse (When), quién es el responsable de realizarlas (Who) y la determinación de la voluntad y el compromiso del individuo para materializar el plan de acción para lograr el cambio (Will). En este aspecto es fundamental seleccionar la solución óptima y comprobar que exista un alto nivel de compromiso con la ejecución de la misma.

Ejemplos de preguntas sobre cursos de acción:

¿Qué opción te gusta para trazar un plan de acción?
¿Por qué no conviertes esto en un plan de acción?
¿Qué acción puedes tomar esta semana que te ayude a lograr tus objetivos?
Mencionaste que podrías ejecutar esa acción, ¿estás realmente comprometido con lo que decías?

Preguntas para comprobar compromiso y motivación:

En una escala del 1 al 10, ¿qué número describe tu nivel de compromiso con esta acción?
¿Cómo puedes subir en la escala?
¿Consideras que existen obstáculos que impiden que cumplas con este objetivo? ¿Cuáles?

El método GROW establece la secuencia de preguntas a realizar en el desarrollo de una intervención de coaching, con la intención de crear conciencia sobre el problema y la responsabilidad individual sobre el mismo. Se considera un proceso dinámico y continuo, en el cual el planteamiento de las diferentes preguntas, puede cambiar lo que se ha determinado anteriormente en cada etapa. Es muy posible que cuando el coach realice preguntas, las ideas del coachee cambien, porque este proceso llevará ideas del estado inconsciente al consciente.

El proceso de cuatro etapas lleva al coachee a definir: a) un objetivo claro basado en la concientización de un punto de partida, es decir, la realidad actual, b) diferentes opciones o cursos de acción y sus consecuencias, y c) un plan de acción concreto que permita moverse hacia la consecución del objetivo.

El modelo GROW es considerado un excelente método para cambiar hábitos y mejorar el desempeño.